domingo, 22 de abril de 2012

¡Espárragos y calabaza!




      Holaaaa, cuánto echaba de menos pasar aquí un ratito. He estado en otros trabajitos, reciclando mi patio que es pequeño pero es una estancia más de la casa que casi está al aire libre, hay mucha luz y ahora va a estar más coqueto, estoy pintando las sillas y la mesa, cultivando flores y plantas aromáticas, etc.....mucho trabajo que me ha quitado tiempo para otras cosas. Espero que quede bien el resultado y poder mostrarlo aquí.

      Esta vez traigo espárragos y calabaza!




      
      Lamentablemente los espárragos no son frescos pero quedaron bien inmortalizados en esta bandeja que realicé con dècoupage y transfer. Fue uno de mis primeros trabajos de transfer y me entusiasmó la idea.
     Está hecho con una preciosa servilleta de un manojo de espárragos y  limones que encontré en mi armario de los tesoros y cuando ya la tenía acabada pensé que podría quedarle bien un transfer que también guardaba de la página de Graphics Fairy, de la cual os adjunto diversos métodos de transferencia por si os interesa. 



  La bandeja es de madera, con una preciosa forma alargada que se presta a este tipo de trabajos y puede tener varios usos, de hecho he realizado algunas más con otros motivos que ya iré poniendo. En casa hay algunas, de vacía-bolsillos, para las joyitas que se quita una al llegar a casa, en la cocina, para aperitivos, dulces, etc.... La lijé bastante porque venía algo barnizada, le di una imprimación de gesso blanco para volver a lijar, y luego la pinté en un blanco antiguo para después realizar el dècoupage y el transfer. 






      El caso es que me regalaron una preciosa calabaza y quería componerla de alguna manera especial para mostrarla y de ahí me vino la inspiración de sacar del armario de la loza todo lo que tuviera de ese color o parecido. Me sorprendí bastante porque no pensaba que tuviera tantas cositas en estos tonos, lo cual quiere decir que me gusta este color. Es muy alegre en la cocina!








Esta caja es una de mis últimas adquisiciones, también guarda tesoros de manualidades, jejeje......















Me encantan las "siemprevivas", la verdad es que acertaron con su nombre porque duran muchísimo!



       Esta colección de posavasos con referencia a los vinos franceses lleva tiempo en casa, son divinos con ese aire vintage que tanto me gusta.





















      El plato de camembert pertenece a un conjunto de platos de quesos, todos diferentes, que me traje de Montréal y aún con lo  que pesan, cargué con ellos en mi maleta. Me encantaaan!!







      Con la calabaza haré cabello de ángel, alguna tarta, o cupcakes......algo se me ocurrirá, aún no ha madurado lo suficiente y de momento está decorando la cocina.






      Os dejo con las "siemprevivas" esperando que os hayan gustado la calabaza y los espárragos. Para mi ha sido un ratito muy agradable el que he pasado haciendo esta composición y, por supuesto, las fotos.  Besitossss!!



Luna



domingo, 8 de abril de 2012

En blanco vintage





   Si hay algo que adoro son las flores, rosas, dalias, calas, azucenas, azahares, flores de mundo...........todas, todas me gustan y me subyugan sus aromas. Al llegar la primavera nacen con fuerza evidenciando sus bellos colores y yo ya me las he traído a casa. Esta vez son estas preciosas rosas para acompañar esta serie "blanco vintage" de varios trabajos que he hecho anteriormente. 

   De este material no dispongo del antes y después, antes no caía en la cuenta de fotografiar los soportes y las ideas antes de llevarlas a cabo, de ahora en adelante sí que lo haré!




    En esta foto os muestro dos bandejas de madera en forma de corazón y dos cajas en blanco realizadas con transfers y plantillas.
   El transfer consiste, como la misma palabra dice, en transferir imágenes a diferentes soportes. Normalmente son fotocopias en láser que se deben convertir a modo espejo, o sea, al revés y pegar con un producto especial al soporte para, una vez seco el pegamento, mojar ligeramente con agua y deslizar los dedos levantando el papel poco a poco hasta que aparezca la imágen.
  Os ampliaría mucho más esta información, pero mejor que veáis todos los métodos de transferencia que existen en este fabuloso enlace de Graphics Fairy, una página que dispone de todo tipo de láminas vintage para este tipo de trabajos, me encanta y estoy suscrita a ella desde que la descubrí.



   Esta caja combina dos técnicas, el transfer con una lámina de Graphics Fairy y una bella plantilla de París de  mi amiga Lucía de Sténcil-manía, realizada con estuco para que adquiera relieve. Consiste en colocar la plantilla y darle pasta de estuco, dejar secar un poco y retirar cuidadosamente la plantilla. En general la caja está pintada en blanco antiguo, barnizada y posteriormente transferida la imagen, asimismo le hice el estuco después de pintada y volví a colocar la plantilla para pintar la palabra París a pincel seco.



    Esta otra caja de igual manera fue pintada y barnizada para luego realizar el transfer y el estuco con una plantilla de arabesco por los cuatro lados. Luego la lijé fuertemente por las esquinas, la quería muy envejecida.




 


   Dos bandejitas de madera en forma de corazón y estas dos bellas láminas de damas con sombrero, son también el resultado de un transfer que hice muy al principio de conocer esta técnica. El resultado final es el que mejor me ha quedado, no parece que haya papel debajo, quedó muy suave al tacto. 
   Las bandejas fueron lijadas y pintadas en blanco, coloqué la lámina con el power-print, el producto que uso para las transferencias y dejé secar. Levanté el papel y lijé un poco suavemente para más tarde barnizar y listo!












   Aquí os muestro una pequeña joya que me traje de Québec, una especie de bandeja con sus cucharitas  para los patés o mermeladas, o el uso que se le quiera dar. Mi chico me la compró en cuanto vio mi cara al encontrarme con ella, jajaja..... 
   La encontramos en un marché aux puces, o también conocido como mercado de pulgas, un lugar inmenso lleno de antigüedades de todos los tipos. En aquella ocasión no disponía de mi cámara de fotos, qué lástima, había verdaderos tesoros y joyas del pasado, algunas muy bien conservadas, otras pidiendo un tuneo a gritos que encantada se lo habría dado yo de haber podido traerme muchas más cosas.
   Había muy buen ambiente de domingo, a los canadienses les gusta mucho salir en domingo y en ese mismo mercado había una sala de baile donde se lo pasaban muy bien a media mañana bailando música country mientras otros paseaban por el mercado......
   Algunas cositas más me pude traer, en otra ocasión os mostraré.

   Es preciosísima!


    



   Y esta otra bandeja la encontré en el rastro de mi ciudad hace unos días. Ya ha tenido varios usos mientras decido dónde ponerla finalmente.....También es muy linda.



Mmmmm........un precioso pisapapeles que compré la pasada semana en el mercadito de Teror, del que os hablé hace poco. Es como media bola de cristal, pesa mucho y dentro tiene este precioso dibujo de una lámpara vintage. Además, costó muuuy baratito.















   Y una vez más, una preciosa  Toile de joui en azul que me sirvió de mantel para acompañar esta serie blanca. Tal vez haga cojines, bolsitas de lavanda para los armarios o ya veré qué se me ocurre...........







   Este cartel o bandeja era un plato pulpero, en cuanto vi ésta lámina de Graphics Fairy decidí fotocopiarla para llevar a cabo este trabajo. Fue pintada en marrón chocolate primero para después pasarle una vela por los bordes y pintar en blanco antiguo encima. Luego la lijé por los bordes para levantar el blanco y la barnicé. Realicé el transfer y volví a lijar. Quedó así de rústica. 


 










 





    Y esto ha sido todo por hoy, espero que os haya gustado tanto como a mi hacer este reportaje. Besitossss!!


Luna